La Cámara Alta aprobó ayer en sesión extraordinaria el proyecto de ley que declara emergencia sanitaria en todo el territorio nacional por 90 días, frente a la epidemia del dengue. El mencionado proyecto ahora pasa a manos de la Cámara de Diputados para su análisis. Sin embargo, el ministro de Salud Pública y Bienestar Social (MSPyBS), Julio Mazzoleni, considera que no es necesaria tal declaración.

En este sentido, legisladores criticaron la postura del ministro. El documento fue presentado al pleno legislativo por los senadores Desirée Masi y Stephan Rasmussen. El texto del mismo fue previamente aprobado el martes en una sesión extraordinaria convocada por la Comisión Permanente del Congreso, puesto que el Parlamento se halla en receso.

Los legisladores apuntaron a la negligencia del ministro en cuanto a sus obligaciones, pues la ley está para cumplirse y actualmente las cifras por casos confirmados y sospechosos crecen. De aprobarse la medida, se autorizará al Ministerio de Salud, al Instituto de Previsión Social (IPS) y al Hospital de Clínicas a llevar adelante acciones de contingencia, como la de contratar bienes, servicios y añadir personal clínico.

Según el último informe de Salud, son 1.700 los casos confirmados de la enfermedad y 57.000 sospechosos. Además, hubo al menos seis muertes por dengue y se cree que febrero será el mes en que se alcanzará el punto más crítico de la epidemia actual.

Mientras, los hospitales colapsan y la realidad diaria denota la falta de personal médico para atender a las poblaciones enteras que acuden por los mismos síntomas y no obtienen ninguna respuesta, muchos ante esta ineficacia optan por automedicarse, a pesar de que Salud indica que esto será contraproducente.

Hasta el momento, de acuerdo a los últimos informes sanitarios, son más de 1.700 los casos confirmados que arrojan dengue positivo, siendo 57.000 los casos sospechosos. Además se han registrado ya seis muertos a la fecha y otros 50 casos están en estudio para ser confirmados.

SOBREPASA SISTEMA DE SALUD

El ministro de Salud, Julio Mazzoleni, señaló ayer que la epidemia actual del dengue sobrepasa el sistema y aseguró que no están ocultando datos sobre la cantidad de fallecidos a causa de la enfermedad.

“Una epidemia de esta envergadura sobrepasa al sistema de Salud. Tenemos una disponibilidad de camas importante, el problema principal está en la atención de urgencias.

A pesar de la demanda, estamos dando respuestas”, dijo el secretario de Estado. “No encontramos un valor práctico a la declaración de emergencia, porque no tenemos problemas en cuanto a insumos y medicamentos contra el dengue. Y si bien es cierto que nuestros hospitales están trabajando al tope, se está brindando respuesta a todos los pacientes”, fundamentó el ministro.