Un colectivo en mal estado ingresó al patio de una casa ubicada a la altura del kilómetro 18 de la Ruta PY01, en el barrio Santa Lucía de la ciudad de Capiatá, esta madrugada alrededor de las 4:00. Por fortuna, no se registró heridos, ya que una familia se encontraba dentro de la casa.

El chofer que guiaba el rodado no supo explicar cómo perdió el control del colectivo al dueño de casa, Juan Bernal, que asustado salió a reclamar el hecho. El hombre descansaba junto a su familia, su esposa y dos hijas cuando el micro estuvo a punto de impactar contra la pared de la casa. Por fortuna se encontraban en la habitación de al lado.

La pared de la vivienda quedó a salvo; en tanto el propietario de la casa se trasladó hasta la comisaría de la zona para presentar una denuncia contra la empresa involucrada y el chofer. Afortunadamente solo se reportaron daños materiales entre los objetos que se encontraban en el patio.

“Vino contra mi casa, quiso arrancar su colectivo, no sé lo que le pasó, pero no pudo más detener, echó la pared de mi casa, ya no sirve más”, afirmó Bernal, dueño de casa.

Lea también: Mazzoleni inaugura 8 camas de terapia intensiva en Alto Paraná

Bernal mencionó que la habitación que casi fue impactada está en refacciones por lo que no se encontraba nadie en su interior. “Por suerte no pasó nada, pero estamos con susto todavía, tengo dos hijas y mi esposa. Entre 4 estábamos en la pieza de al lado”, declaró en contacto con La Nación.

Ofuscado, intentó encontrar una explicación sobre el hecho con el chofer cuya identidad desconoce hasta el momento y que pertenence a la firma HC SRL. “Quería hablar con mi abogado. No sé el nombre del conductor. Estoy en la comisaría con mi abogado”, afirmó Bernal.

Lea además: “La violencia no está permitida bajo ningún sentido”, afirma vocero de la Armada


Dejanos tu comentario

16H

¿El Cuerpo de Bomberos de Paraguay, debería seguir siendo voluntario?

Click para votar