El presidente del Centro de Empresarios del Transporte del Área Metropolitana (Cetrapam), César Ruiz Díaz, reconoció este lunes que hay una regulada del gremio, en protesta por el incumplimiento de la promesa de un mayor control contra buses que operan de forma irregular. También hay riesgo de que suba el precio del pasaje.

"Hoy hay menor cantidad de buses en la prestación de servicio, eso es así. Explotó la bomba y el viceministro de Transporte no se puso los pantalones”, dijo Ruiz Díaz en comunicación con Universo 970 AM.

El presidente de Cetrapam acusó al viceministro de Transporte, Pedro David Britos, de preferir seguir con la informalidad ya que siguen operando los buses chatarra, pese a la promesa del Gobierno de un mayor control.

Actualmente hay un retraso del pago del subsidio del Gobierno a los transportistas y esto podría representar una suba del pasaje. El pasaje convencional cuesta actualmente 2.400 guaraníes y el diferencial 3.600 guaraníes.