La normalización de la cosecha de soja tras la sequía y un ambiente regional más benigno, por el mayor crecimiento de Brasil y un arrastre estadístico más elevado, serían los impulsores de la actividad económica en el 2020, señala el reporte men­sual de Itaú Macro – Escenario Paraguay. Esperan una expan­sión del Producto Interno Bruto (PIB) de 3,5% este año, desde un crecimiento nulo estimado para el 2019.

El reporte menciona que la actividad creció en en el último trimestre del 2019. De acuerdo al proxy oficial del PIB men­sual (IMAEP), la actividad se expandió 4,2% anual en el tri­mestre a noviembre. El mismo indicador, pero que excluye a la agricultura y las binacio­nales, se expandió 4,1% anual en el trimestre a noviembre y 10,3% desestacionalizado y anualizado.

Los sectores más dinámicos fueron la agricultura, los ser­vicios y la construcción. “Así esperamos un crecimiento nulo para el 2019 dado que la recuperación de la actividad en el segundo semestre del año permitiría mitigar la caída de primer semestre”, argumen­taron los analistas del banco.

Por otro lado, el informe indica que la inflación se mantiene en la zona inferior del rango meta del banco central (4 + - 2%), por lo que esperan un alza de precios de 3,5% en el 2020, en línea con un mayor dinamismo esperado de la demanda interna.

En este contexto, también pre­vén una suba de la tasa de inte­rés a 4,25%. Sin cambios en la política monetaria a la vista. El comité de política moneta­ria (CPM) mantuvo la tasa de política en 4% en su primera reunión del 2020, en línea con lo esperado por nosotros y el consenso de mercado. El Banco Central del Paraguay moderó la depreciación del guaraní en el comienzo del año. El tipo de cambio llegó a los 6.500 guaraníes por dólar (mayorista) a fin de enero, marcando una depreciación de 1,0% en términos reales en el primer mes del año. El BCP vendió 114 millones de dólares para moderar esa suba.

En ese sentido, los analistas de Itaú esperan que el tipo de cambio se mantenga estable en términos reales en el 2020, implicando una cotización de 6.560 guaraníes por dólares a fin de año.

SUPERÁVIT COMERCIAL SUBIRÁ

Tras la sequía, aumentaría el superávit comercial en el 2020 a raíz de una recuperación de los despachos de soja en los próximos meses debido a la normalización de la cosecha de soja.

El saldo comercial de enero (incluyendo reexportaciones) alcanzó un déficit de 128 millones de dólares desde un superávit de 8 millones en igual mes del 2019. Así, el superávit de doce meses cayó a 300 millones de dólares de 445 millones de dólares a fin del 2019.

Las exportaciones registradas cayeron 13,3% anual en el trimestre móvil a enero, básicamente debido a los menores des­pachos del complejo sojero (-46% anual en el mismo período) por la sequía que afectó la cosecha de este producto en el 2019. Las reexportaciones crecieron 7,0% en el mismo período.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar