Río de Janeiro, Brasil | AFP.

Un hombre armado mantuvo desde primeras horas del martes a al menos 16 rehenes a bordo de un autobús en el puente que une la ciudad de Rio de Janeiro con la contigua Niteroi, indicaron fuentes oficiales.

Al menos seis de las personas inicialmente retenidas fueron liberadas tras el inicio de la toma de rehenes, hacia las 5H30 locales (08H30 GMT).

Numerosos agentes policiales rodearon el vehículo e intentaban negociar con el secuestrador, que según el portal G1 tenía una pistola y un bidón de gasolina.

El tráfico entre Niteroi y Rio, extremadamente denso a esas horas de día, quedó paralizado por varias horas.

Abatido

Luego de varios intentos por apaciguarlo, el secuestrador fue abatido por francotiradores de la policía, informó un portavoz.

“Fue necesario disparar”, declaró a la televisión Globo el coronel Mauro Fliess, precisando que 31 personas se hallaban retenidas en ese momento como rehenes en el bus y no 16 como se había indicado previamente.