El Centro de Despachantes de Aduanas contrató los servicios de la empresa audiovisual Única, que se encargó de realizar el video de la recepción que hicieron funcionarios y miembros del mencionado gremio para el director de Aduanas, Julio Fernández, y su esposa, María Zulia Talavera de Fernández, a su salida del Instituto de Nacional de Enfermedades Respiratorias y del Ambiente (Ineram), donde estuvo internado 20 días, luego de estar afectado por COVID-19.

La mencionada realización audiovisual y el pago lo confirmó el propio presidente del Centro de Despachantes de Aduanas, Alfredo Estigarribia, quien dijo que todo fue por la vía legal, que el dinero salió de los fondos del sistema Sofía, pero que el servicio lo contrató el gremio, que la factura salió a nombre del gremio. No quiso entrar en detalles del costo del ponderado evento.

Te puede interesar: Trovato evidencia la poca colaboración que mostró con la FIFA en su causa

A la salida del Ineram también estaba disponible la camioneta de alta gama de Aduanas, adquirida el año pasado por G. 289.900.000 en la que el director se trasladó hasta su domicilio acompañado de su esposa e hijas. Mientras que cientos de ciudadanos afectados por COVID deben esperar y pelear por ambulancias y camas, Fernández ostentó el privilegio de un servicio diferencial a costa de recursos públicos.

“Para no polemizar el tema y aclarar los comentarios, son totalmente independientes los fondos del sistema Sofía y del propio Centro de Despachantes de Aduanas. Este servicio fue pagado con fondos del sistema Sofía, la plata no salió del centro”, dijo Estigarribia.

Factura de la compra de la lujosa camioneta. Foto: Gentileza.

Leé también esto: En Guairá amañan otra licitación a favor del amigo de Friedmann

La producción audiovisual duró 2 minutos 19 segundos y la edición se terminó de realizar en un día, ya que el alta médica de Julio Fernández se produjo el viernes último, se utilizaron varias cámaras, además de un drone, una ambientación con globos, afiches y escritos y un solista que amenizaba con música y cánticos religiosos la salida del director de Aduanas del Ineram junto con una caravana hasta la casa.

Cabe recordar que el Centro de Despachantes de Aduanas es el que cobra el canon a los importadores por el uso del sistema Sofía y a su vez administra los fondos de dicho canon. Lo recaudado, según el convenio entre Aduanas y el mencionado gremio, es para mantener en buenas condiciones la infraestructura del sistema informático, pero ahora también se utiliza ese dinero para fiestas pos-COVID del director.

Orden de compra de la lujosa camioneta. Foto: Gentileza.


Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar