“La señora Marly Figueredo tiene derecho a contar con el pasaporte diplomático”, asegura Juan Ignacio Livieres. En contacto con la 970AM, el director de Asuntos Consulares manifiesta que no recuerda que se haya expedido un pasaporte diplomático, fuera de los cánones asignados en el decreto. Reconoce que se ha expedido un pasaporte de oficio por lo establecido en el decreto 11345, en los artículo 2 y 3.

“El derecho al pasaporte diplomático se extiende a los cónyuges e hijos, en este caso del senador Friedmann”, señala tras explicar que la modificación del proyecto decreto está en curso. Pero insiste que los familiares de autoridades van a seguir teniendo pasaporte diplomático como sucede en todos los países del mundo.

Explica que en los traslados al exterior en viajes oficiales, la autoridad va acompañada de su cónyuge normalmente y los aeropuertos hay un pasaje para los pasaportes diplomáticos. Tradicionalmente, este documento habilita al que lo porta a una agilización de los lugares de tránsito y da posibilidad de intervenir en cualquier momento a favor de otro connacional se le está violando un derecho.

Al ser consultado sobre los cuestionamientos que se hicieron al inicio del periodo de mandato de Mario Abdo sobre los pasaportes diplomáticos de la familia del anterior presidente de la República Horacio Cartes, Liveres no quiso emitir opinión. Niega la mala fe.

En su momento, el ex Canciller Nacional Eladio Loizaga demostró que Horacio Cartes tenía derecho a seguir portando sus documentos. "Los ex mandatarios tienen el derecho de tener un pasaporte diplomático por su condición de ex presiden­tes. Lo tiene Duarte Frutos (Nicanor), lo tiene Franco (Federico)”, expresó el ex Ministro de Relaciones Exteriores. Eso mismo está establecido en el decreto mencionado por Livieres.

“Estamos muy satisfechos con que exista un buen control por parte de la opinión pública del curso que tienen nuestras autoridades. No es fácil a veces, denegar o conceder un pasaporte diplomático”, agrega.

Sobre que se haría un proceso de “depuración” con respecto a estos documentos, aclara que han recibido ya numerosos pasaportes diplomáticos y se ha procedido a la anulación de los mismos.

Chilavert en Ucrania

Al hablar del caso que se desarrolló en Ucrania e involucró a Marciano Rolando Chilavert, dice que quienes se hicieron cargo son los funcionarios que se dividieron los gastos de sus traslados y los pagos de los supuestos daños y cuentas en Odesa.

“Posiblemente la familia Chilavert haya garantizado o dado los refuerzos financieros a estos funcionarios para que actúen. No podemos nosotros gastar un centavo del Estado sin que esto esté respaldado por las normas que reglamentan la ejecución del Presupuesto Nacional. (...) No se ha solicitado absolutamente ningún reembolso”, recalca.

Livieres reafirma que se estaba temiendo por la vida de estas personas y que los funcionarios fueron amenazados. “Cualquier otra información que tienda a tergiversar esto simplemente está repitiendo la versión de los matones quienes nos han facilitado haciéndonos escuchar sus amenazas". Lamentó que la versión contraria tenga mayor credibilidad.

“El Estado Paraguayo, si tiene que salvar, salva y hace los gastos que sean necesarios, pero no a la ligera. “En este caso, la familia Chilavert se hizo cargo totalmente de los gastos de repatriar a su gente”, informa el responsable de Asuntos Consulares y finaliza mencionando que hay pruebas en Fiscalía que se hace cargo de las investigaciones correspondientes.