Empleados de la firma Disal, dedicada a la provisión de baños químicos y de servicios sanitarios, fueron vistos arrojando residuos desde un móvil de la empresa al Lago Ypacaraí en la ciudad de San Bernardino.

La denuncia fue realizada por un poblador, quien prefirió mantenerse en el anonimato, en la tarde de este martes a nuestra redacción. El hecho fue registrado al costado de la Ruta Luque - San Ber, entre los límites de los barrios Colón y Matiuada de la ciudad veraniega de la Cordillera.

En las imágenes aportadas a nuestro diario se visualizan a trabajadores portando uniformes, cerca del móvil de la firma en cuestión, y a unos escasos metros del recurso natural que hoy está pasando por uno de los momentos más críticos de su historia.

El denunciante comentó que pudo observar como estas personas procedían a arrojar residuos al lago, en una zona que fue declarada como protegida por el Ministerio del Ambiente y Desarrollo Sostenible (Mades).

La persona en cuestión aportó también otros datos a la denuncia, comentando que dueños de terrenos de zonas igualmente declaradas como protegidas, están realizando haciendo trabajos de relleno en el área, afectando así el suelo del ecosistema local.