El diputado liberal Pastor Vera Bejarano afirmó que espera que el Ministerio de Justicia cierre la Penitenciaría Nacional de San Pedro del Ycuamandiyú. Alega que el lugar está ubicado en una zona urbana por lo que la tranquilidad se acabó con los últimos hechos violentos ocurridos.

Pidió que la Policía Nacional disponga de mayor dotación de su personal en el sitio. “La comunidad está prisionera de la delincuencia, y una ciudad relativamente tranquila se volvió ahora peligrosa”, expresó Vera Bejarano.

En el motín más violento que se registró en el país fallecieron 10 personas luego del enfrentamiento entre miembros del Primer Comando Capital (PCC) y del clan Rotela, el pasado 17 de junio. En el trágico suceso, cinco cuerpos fueron decapitados, mientras que tres hombres fallecieron calcinados.