Tras los reajustes que se implementaron con la suba del combustible y el pasaje, los trabajadores también solicitan al gobierno una suba salarial acorde a las necesidades que hoy día padece el sector obrero.

Bernardo Rojas, miembro de la Central Unitaria de Trababajores, en comunicación con la radio 970AM, analizó el porcentaje que debería tener el reajuste salarial y profundizó el pedido dejando claro que el sueldo mínimo debe ser de Gs. 3.000.000.

“Nosotros pedimos al Gobierno, que ponga un salario piso de Gs. 3 millones y se tiene que respetar ese piso. Si no quiere llegar a los Gs. 3 millones, al menos trataremos de llegar a un 30% o 40% de reajuste", expresó el dirigente sindical.

Sobre los pasos a adoptar para tratar el estudio del reajuste salarial mencionó que “vamos a solicitar una audiencia con el gobierno, si es posible con el Presidente de la República y si no se da esta situación, vamos a tener que tomar otras medidas".

“Nosotros mostramos mecanismos para llegar a eso, pero el Gobierno parece que quiere llegar a una crisis que a todos nos va a perjudicar. Tenemos alguna información que desde el Ministerio quieren llegar a un 10%", refirió el dirigente, quien se mostró en total desacuerdo con esta posibilidad.

"Con Hacienda no tenemos ningún contacto, pero si solicitamos mediante un informe al Ministerio de Trabajo. Según la inflación va por 1.5% y 2%, no puede ser que con tan poca inflación haya pobreza", criticó Rojas.

“Este gobierno no quiere escuchar, Benigno López no quiere saber nada de esto. Nosotros vamos a tener una mesa de diálogo con otros sindicatos. Ahora están preocupados, no venden nada. Hay que hacer algo juntos, presionar al gobierno. Es evidente que el salario ya no aguanta, Gs. 80mil guaraníes es una burla", enfatizó Bernardo Rojas, que sigue con la idea de llegar a un acuerdo con el Gobierno y no asumir medidas ante la poca receptividad a la solicitud planteada.