Durante las inundaciones y desplazamiento de poblaciones grandes, suelen suscitarse situaciones con las mascotas desplazadas, que pueden afectar a su salud y la humana.

Desde el Ministerio de Salud se insta a la ciudadanía a mantener ciertos cuidados durante las inundaciones como evitar que las mascotas beban del agua estancada o consuman alimentos descompuestos, ya que estas acciones pueden provocar diversas enfermedades tanto para el animal como para los humanos.

Algunas enfermedades asociadas a las inundaciones, en varias especies de animales, son: leptospirosis, diarreas, micotoxicosis, parasitosis, miasis o bicheras. La mayoría de estas enfermedades pueden contagiarse por falta de una correcta higiene y deposición de residuos, además de la falta de vacunación y cuidados de los animales.

Además solicitan no suministrar alimentos humedecidos o descompuestos por toxinas producidas por hongos que pueden causar la muerte de los animales. Si su mascota se hizo alguna herida lo recomendado es desinfectarlas y aplicar curabichera.

Piden evitar que los animales desplazadas se enfermen se puede cercar a los animales para evitar el contacto o consumo de animales muertos; mantener los corrales limpios y desinfectados con cal; potabilizar el agua con 2 gotas de lavandina por litro de agua o hacer hervir durante 5 minutos y dejar reposar 30 minutos previo al consumo.

En cuanto a los animales muertos, se recomienda enterrar los cadáveres con cal viva en zonas alejadas y elevadas. Realizar pulverizaciones de acuerdo a las indicaciones del profesional para disminuir la presencia de insectos, con precaución de no contaminar el alimento de los animales.

Y en caso de mordedura de serpientes, limpiar la herida con abundante agua y jabón, suministrar agua azucarada y consultar de inmediato con el personal de la unidad de salud más cercana.