La Asociación de Faenadores de Ganado Vacuno de Ciudad del Este (CDE) denuncia el masivo ingreso ilegal de carne brasileña al Paraguay. El gremio reclama la poca actuación de las autoridades encargadas de hacer los controles, en este caso el Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa) y la Dirección Nacional de Aduanas (DNA).

La asociación afirma que el contrabando de carne vacuno desde Foz de Yguazú al Paraguay está matando prácticamente a los trabajadores formales del sector faenador de Ciudad del Este debido a que la carne ingresada de contrabando es vendida a un precio muy inferior al valor ofrecido por los trabajadores legales.

“Hace poco cerramos un matadero en el km 10 de Ciudad del Este por efecto del ingreso de carne de contrabando. El precio es muy considerable, la diferencia es totalmente competitiva”, reiteraron desde el gremio.

En ese mismo sentido, mencionaron que socios de la asociación que anteriormente faenaban entre 10 a 13 cabezas de ganado por día, hoy están faenando solamente entre 2 a 3 cabezas de manera diaria a consecuencia de la competencia desleal generada por los trabajadores ilegales.

HIPÓTESIS

Según comentaron, se maneja la hipótesis de que además del ingreso fácil de la carne al país por la aduana de Ciudad del Este y por la Triple Frontera, la carne incautada se estaría vendiendo nuevamente en los comercios de la zona, especialmente en el Mercado de Abasto de Ciudad del Este, donde llega el producto en cantidades, transportado en camiones y vehículos de menor porte.

Otra versión que también circula, según la asociación, es que los compradores informales hoy ya van hasta Foz de Yguazú, Brasil, a comprar el ganado y mandar a faenar para posteriormente meter el producto de manera ilegal al Paraguay en camiones o furgones refrigerados. “Sigue entrando de manera masiva la carne, los controles son insuficientes. Ingresa por la aduana, hasta los funcionarios del Senacsa reconocen que se necesitan implementar más controles en la Triple Frontera, donde el ingreso es prácticamente libre”, denunciaron.