Un grupo de ciudadanos de Itá se movilizó para reclamar la salida de los fiscales Humberto Houdin e Yrides Ávila por mal desempeño e inacción ante un crimen donde perdió la vida un joven agricultor el pasado 1 de febrero.

Los vecinos se movilizaron frente a la Fiscalía Zonal de Itá ubicada sobre la avenida Marcial Samaniego. Lamentan la falta de acción de los agentes para buscar justicia por el asesinato de José Adorno, de 19 años, en manos de cuatro delincuentes que le robaron una motocicleta a la salida de la fiesta patronal de San Blas.

"Nosotros pedimos la destitución de él. No queremos que otra comunidad sufra lo que estamos sufriendo con esta clase de gente inoperante", expresó Alfonso Valdez, en contacto con La Nación.

El joven trabajaba como agricultor en la compañía Kurupicayty. Los vecinos manifiestan que era hijo sostén al ser la ayuda principal de su madre en la economía de la casa. José planeaba estudiar enfermería y electricidad.

Los pobladores expresaron que este jueves marcharán nuevamente desde la ruta Acceso Sur y Kurupikayty desde las 07:30 hasta la Fiscalía de Itá.