La Industria Nacional del Cemento (INC) registró 18,5% más en las ventas de cemento en la planta ubicada en la ciudad de Vallemí, con 2.065.413 unida­des durante el 2017, en com­paración con el 2016, según informe emitido por la cemen­tera. Durante el período del 2016, la cementera obtuvo una comercialización total de 1.744.523 bolsas en la misma planta. El informe indica que desde el 2014 la planta de Vallemí registra un sostenido crecimiento en las ventas de la materia prima para las cons­trucciones civiles y viales. En ese año la cementera vendió un total de 890.363 bolsas y en el 2015, se llegó a un total de 1.360.853 bolsas.

El presidente de la entidad, Jorge Méndez, explicó que las ventas son consecuencias de los buenos trabajos que son encarados no solamente en la planta de Vallemí, sino a nivel general, con proyectos que están en ejecución. La cemen­tera local fabricará una nueva línea de cementos, el CP II – C40, que será utilizada para hormigones por su mayor efec­tividad y durabilidad.

El representante de la cemen­tera señaló que a diferencia de los demás productos que tiene la entidad, la nueva variedad ten­drá más resistencia y durabili­dad. La compañía estatal pro­duce tres tipos de cemento: El cemento portland Compuesto CP II C-32, que es utilizado para estructura de hormigón, pisos, pavimentos; el cemento port­land Puzolánico CP IV – 32, usado en obras como muelles, presas, piletas, fundaciones; es decir, para obras donde el índice de humedad es alto, y el cemento portland con filleri­zado calizo CP II F-32, que se usa generalmente en las obras de albañilería para revoques, mampostería.