Seúl, Corea del Sur | AFP.

Seúl lamentó este jueves “la situación” que comportó la suspensión por dopaje institucionalizado de Rusia en los próximos Juegos Olímpicos de Invierno en Corea del Sur, y animó a los atletas rusos a participar bajo bandera olímpica.

En un comunicado, el ministerio surcoreano de Deportes afirmó que “la participación de los atletas de deportes de invierno de todo el mundo, incluyendo Rusia, es clave para el éxito de los Juegos Olímpicos de Invierno de Pyeongchang, y un factor crucial del respeto del espíritu olímpico”.

La presencia de atletas rusos en la competición, que tendrá lugar del 9 al 25 de febrero próximo, “sería una contribución importante para el éxito de los Juegos”, recalcó el ministerio.

El comunicado llegó después de que el presidente ruso Vladimir Putin anunciara que no boicoteará los Juegos pese a que su país haya sido suspendido.

La decisión del Comité Olímpico Internacional (COI) autoriza a los deportistas rusos “limpios” a participar en los Juegos bajo el nombre de “Atleta olímpico de Rusia”. Su uniforme llevará ese nombre y participarán bajo bandera olímpica, mientras que el himno olímpico sonará para ellos.

En el comunicado, el ministerio surcoerano afirmó “lamentar la situación que llevó a la comisión ejecutiva del COI a decidir sanciones contra Rusia por infracciones relacionadas con el dopaje” .

El miércoles, Lee Hee-Bum, director del comité de organización (Pocog) de los Juegos de Pyeongchang, afirmó que habría preferido que los atletas rusos compitieran bajo su propia bandera, si bien el Pocog aseguró -en otro comunicado- que “acepta y respeta las decisiones” del COI.