• POR MICHAEL J. DE LA MERCED

Starboard Value, el fondo activista de cobertura, está comenzando a actuar de una nueva forma para generar un cambio en Mellanox.

El fondo está acusando a altos ejecutivos y miembros del consejo del fabricante de chips de no tener suficiente fe en su empresa.

El 5 de febrero, Starboard Value envió una carta a Mellanox en la que argumentaba que los altos funcionarios de la empresa han vendido acciones de manera constante desde su oferta pública inicial en el 2007, mientras que han comprado acciones en el mercado abierto tan solo una vez y no lo han vuelto a hacer desde el 2013.

Es una estrategia poco común, pues Starboard busca eliminar a nueve miembros del consejo de administración de Mellanox. El mes pasado, el fondo de cobertura comenzó a realizar su campaña con el argumento de que la empresa fabricante de chips de redes para computadora no ha hecho lo suficiente para mejorar sus operaciones.

El fondo de cobertura asegura que las ventas de acciones sugieren que a los altos mandos de Mellanox les interesa más vender sus tenencias que quedarse a invertir financieramente en su empresa en el largo plazo.

"El objetivo de otorgar acciones a los consejeros es aumentar la convergencia con los accionistas y garantizar que los consejeros tengan un interés financiero personal en la empresa", escribió en la carta Peter Feld, un socio gestor de Starboard Value. "Las acciones que han tomado los consejeros no ejecutivos de Mellanox sugieren lo contrario", mencionó Peter Feld.

El otoño pasado, Starboard divulgó que había adquirido casi el 11 por ciento de participación en Mellanox.

El motivo detrás de la inversión era que la empresa, con sedes en Sunnyvale, California, e Israel, necesitaba mejorar sus operaciones, incluido enfocarse más en los costos de investigación o considerar venderse. El interés de Starboard en Mellanox surgió después de que otro fabricante de semiconductores en el cual había invertido el fondo de cobertura, Marvell, había buscado sin éxito fusionarse con la empresa de chips.

En la carta enviada a Mellanox, Starboard argumentó que los altos funcionarios de Mellanox vendían sus acciones en un precio promedio más bajo que los 63,65 dólares en los que cerraron las acciones de la empresa el 2 de febrero. Al mismo tiempo, el fondo de cobertura aseguró que, a diferencia de sus pares, el fabricante de chips ha repartido cantidades significativas de acciones a sus ejecutivos como forma de remuneración.